29/11/11

YO ME LO GUISO, YO ME LO COMO

Si hay algo que tengo claro es que no quiero que este blog se convierta en una crítica política como monotema, pero La Barcina lo ha vuelto a hacer. Muy a mi pesar vuelvo a meter en este blog a esta persona aunque por hechos muy diferentes. La anterior vez como protagonista pasiva de un tartazo y este como activa de una designación.

Digo activa porque no se le puede haber ocurrido a nadie más que a ella. Estoy seguro de que esto es una apuesta personal suya. Ellas se conocen porque pertenecen a la misma secta. Me extraña que a alguien se le pueda ocurrir remotamente proponer a esa pareja para la concesión del Premio Francisco de Javier 2011 en reconocimiento a su aportación al buen nombre de Navarra, realizado a lo largo de sus ejemplares biografías.

Si quieres prestigiar un premio, entre otras cosas tienes que elegir bien a los premiados, por su mérito, por su popularidad, por algo que justifique la pasta que estos eventos conllevan. ¿Pero en qué está pensando esta tía? ¿De verdad que no hay otros, que esto es lo mejor que ha encontrado? Yo podría darle varios nombres individuales o colectivos, populares o anónimos que se lo merecen sin duda. El año pasado se hablaba de premiar a Barrikada. ¿Queréis Barrikada?, tomad Maria Ostiz.

Uno tiene sus años y se acuerda de ellos, pero estoy seguro de que más de la mitad de navarros no tienen ni puta idea de quien es esta modélica pareja formada por María Ostíz e Ignacio Zoco, tanto monta, monta tanto la María como el Ignacio.

María Dolores Ostiz Espila es asturiana. Es claramente preconstitucional. Lo digo porque gozaba de los favores del facherío franquista. Es lo más ñoño, cutre, cursi, rancio y mojigato que te puedes encontrar en el elenco. Estudió en la misma Universidad del Opus que quien le da el premio. Ha contribuido al engrandecimiento y al buen nombre de Navarra con canciones como N´a veiriña do mar, Miña rianxeira, no sabes cómo sufrí o un pueblo es. Barcina se ve reflejada en ella ya que, como ella, no ha nacido aquí ni vive aquí. Bueno, Barcina no es que no viva aquí, es que vive en la nube. No en la de Internet, que ya me gustaría que fuera una imagen virtual, sino en su nube propia.

Ignacio Zoco Esparza se caracteriza por su lealtad, entrega y amor a los colores del Real Madrid. No lo digo yo, lo dice la página oficial del club de sus amores. De su juego destacar su especialidad en el patadón -¡ojo!, solo al balón, que no me acuerdo si también a la espinilla- como buen defensa de los de antes que era, y el peligro de su correr desgarbado cuando se lanzaba con el balón hacia arriba.

            Posiblemente la idea de presentarlos en conjunto sea por la poca entidad individual, por el escaso bagaje que presenta cada uno, creyendo que en lote se mejora el producto. Pero no deja de ser más de lo mismo en mayor cantidad.

            Para terminar un consejo y una propuesta para quien le parece que el merengue francés es muy duro.  El consejo viene precisamente en una letra de una canción de su admirada y nunca bien ponderada María Ostiz: Al pueblo hay que ganarlo con el respeto. La propuesta es que para el próximo año conceda el premio a Julia Itoiz, La Chula Potra.

10/11/11

NO ES LO MISMO GANAR QUE PERDER

Cualquiera diría que este título es una obviedad aplicado a cualquier faceta de tu vida, especialmente si de economía se trata, pero cuando se habla de deportes se dice que lo importante es participar.

Estoy enganchado al tenis. Al de practicar. Con lo que cumplo la premisa, pero me podría considerar no ya amateur, sino un dominguero a tenor de lo poco que lo trabajo fuera de cancha.

Me gusta especialmente que sea individual. Yo por ir contra corriente. Reconozco la importancia de la socialización del deporte de equipo, pero reunir gente es un incordio. Además, la mayoría de deportes de equipo son de contacto y siempre hay alguien que va un poquito más allá con el codo o la pierna o la palabra. Prefiero cabrearme conmigo mismo y, si fallo, no doy explicaciones a nadie ni nadie me recrimina.

Para este deporte, como para todos los demás, es importante la capacidad física, la técnica, la táctica y la preparación psicológica. No descubro nada nuevo. Paradigma de lo primero es Nadal, pero también de su fuerza mental. De lo segundo Federer, que puede permitirse ir a un partido sin táctica preconcebida.

Yo carezco absolutamente de táctica. Diría que voy improvisando cuando ya tengo la bola encima. Mi estado psicológico, según avanza un partido, se va pareciendo más al gráfico de la economía. Utilizo mi propia técnica elaborada a base de no hacer caso a los consejos recibidos. Pero compenso todo ello con un exceso de años y de kilos. Y de los gritos que pego cuando fallo, cosa de la que no estoy especialmente satisfecho y que, además, es contagiosa.

Pese a ello sí tengo unos objetivos generales claros. Divertirme, hacer ejercicio físico y mantener buenas relaciones. Todos se cumplen. Además en cada partido pretendo hacerlo bien y esa palabra tan escueta como profunda que es ¡GANAR! Porque es eso justamente lo que pretendo GANAR. Es cierto que un excelente partido te deja satisfecho, pero también lo es que un mal partido se arregla con un buen resultado.

Dice el autor del Blog http://diarionadalista.blogspot.com/ : Hay que centrarse en el placer que genera el simple impacto de la bola sobre el cordaje de tu raqueta. Demasiado metafórico para asimilarlo de un solo golpe yo que, a veces, llamo a la raqueta pala. Para él es fácil decirlo porque está viviendo un momento dulce en este deporte, y este hecho le permite ser feliz.

Al inicio de un encuentro te marcas el objetivo de ganar y a medida que se va torciendo la cosa, rebajas los objetivos. Es el momento de darte por jodido. En esta coyuntura es cuando te consuelas con el logro de los otros generales: Hemos perdido pero nos hemos divertido; por lo menos he perdido un kilo; vaya qué majo era. Luego vienen los comentarios. Te dicen: jo, cómo llegas a todas las bolas. En realidad te están diciendo: para tu edad no está mal. Tú tiendes a buscar excusas a las derrotas. Esto infravalora la victoria de tu rival y te hace quedar mal. Es mejor decirle: enhorabuena…Por lo menos, ya que no ganas, quedas como un caballero, y en lugar de que digan de ti: -Le gané fácil y es un gilipollas, dirán: -es peleón y muy majete.

Alabar al contrario revaloriza tu triunfo y es lo que procuro hacer. En cuanto a objetivos, no se si mantener el de ganar al menos la mitad de los encuentros como hasta ahora lo voy haciendo, o bajar el nivel en vista de que mis rivales son cada vez mejores o yo peor, pero el que no voy a variar es el de ¡GANAR!.

2/11/11

TRES TARTAS PARA UNA DAMA

Si hay una humillación más insoportable para un político, esta es que le tiren una tarta a la cara como a un payaso. Si ese político es una mujer que, además, va de guay, es doblemente humillante. Y si la acción se repite por tres veces, ya ni te cuento.

Yolanda Barcina Angulo exalcaldesa de Pamplona/Iruña y actual Presidenta del Gobierno de Navarra o Diputación Foral de Navarra, es una persona que no deja indiferente a nadie. Es una Juana de Arco para su Club de fans de adoradores de la Barcina y purito veneno para los disidentes o detractores entre los que -ya lo adelanto- tengo el gusto de encontrarme.

Admito que lo de los tartazos que recibió en Toulouse mientras presidía una reunión, es humanamente humillante, públicamente vergonzante, socialmente reprobable, democráticamente inasumible y, si me apuras, penalmente punible, pero de ahí a acusarles poco menos que de terrorismo, no solo va un largo trecho, sino que es desbarrar. Es una forma de protesta utilizada en todo el mundo que no busca causar daños físicos sino dañar la imagen.

Yo que -al menos en este caso- no pretendo ser políticamente correcto, me he alegrado enormemente por la acción, como otros muchos. Lo digo abiertamente y con una sonrisa en los labios. En ella he proyectado mi reprobación a una trayectoria de despropósitos. Entre otras cosas por:

- Tirar a la basura cientos de años de nuestra historia, guardados en el subsuelo de la Plaza del Castillo, para construir un parking en contra de 25.000 firmas.
- Poner El Corte Inglés donde debió ir la Biblioteca General.
- Por la adaptación sin licencia de unos trasteros como vivienda a su ático e instalándose una piscinita.
- Por mantener a Simón Santamaría como jefe de la policía, en contra del consistorio, haciendo de ellos un cuerpo represor y alejándolos del ciudadano.
- Por gastarse la pasta –proyectos, viajes, recepciones, propaganda- optando a Capitalidad Europea de la Cultura con el sólido argumento del encierro.
- Por pretender colarnos que privatizar sale mas barato que lo público.
- Por la infinidad de cargos a dedo, asesores varios, validos y gerentes in péctore que forman su cohorte.
- Por las dietas, sobresueldos, complementos, cesantías y comisiones que se reparte con sus colegas cerrando el grifo a la enseñanza y educación, a la cultura, a la sanidad, a la ayuda social.
- Por haber crispado a buena parte de la sociedad; gobernar para los suyos y ningunear al resto.
- Por la persecución a Gora Iruña, la negación de espacios a la expresión popular, su obcecación en contra del euskera y su tenaz ofuscación en  la exhibición de la ikurriña en el cohete.
- Por el asalto, desalojo y derribo del Gaztetxe y del frontón Euskal Jai.
- Por su empecinamiento en construir el Museo de los Sanfermines gastando en varios proyectos irrealizables.
- Por su terquedad en cambiar los nombres franquistas de las calles, dejando el de Conde de Rodezno con una argucia semántica.
- Por seguir pretendiendo un tren de alta velocidad en la situación financiera en que nos encontramos, que solo su mantenimiento nos hipoteca de por vida, para que menos del 2% de la población que lo usará –ya veremos cuándo- adelante su viaje media hora. Los riberos estarán muy contentos viendo pasar por sus morros un tren a 200 Km./h. pero sin poder subir sus verduras. ¡Que esto es solo para yuppis, oiga!
- Por ser corresponsable del despilfarro y desvío presupuestario en obras como la restauración del Palacio del Condestable,  Circuito de Los Arcos, nuevo Aeropuerto de Noain, Pabellón Reino Arena, Canal de Navarra, Auditorio de Javier, y peajes en la sombra de las autovías del Camino y del Pirineo.

Todo ello por poner lo más llamativo y sin pretender ser exhaustivos, ya que cualquiera de estos porqués, sería motivo bastante para el tartazo.

Como guinda del pastel quería reproducir íntegra la letra de la canción que la rapera Julieta Itoiz: La chula potra le dedicó hace algún tiempo: La bofetada, pero como ya me he extendido demasiado, va solo el principio:

Una bofetada que te espabilara tu borrachera de pija fulana,
te sacara del tiesto, mujer florero,
del capital, la puta más cara.
Que te perpetrara un resquicio en tu cabeza de chorlito, entrara el olor
de la injusticia superponiéndose a tu Chanel nº 5
Una bofetada  que te despertara de tu sueño de hormigón y de cemento, que
recordaras que andar por la vida mancha, que currar para comer
puede ser un infierno.